Receta fácil y rápida de verduras guisadas con vino blanco que sirve como base para la elaboración de la salsa de queso ricotta. Entre sus ingredientes cuenta con alcachofas, espárragos, brócoli…

Ingredientes para 4 personas

  • 4 alcachofas
  • Medio brócoli
  • 250gr zanahorias baby
  • Un manojo de espárragos
  • 1 cebolla
  • 1 vaso de vino blanco seco
  • 100gr de queso ricotta
  • 200ml de crema de leche
  • Jugo de limón
  • Aceite y sal

Cómo hacer guiso de verduras con salsa de queso ricotta

Se pela la cebolla, se lava y se corta en brunoise (tacos pequeños). En una cazuela con un chorro de aceite, se pone a pochar la cebolla a fuego lento, tapada y con un poco de sal para que sude.

Se limpian las alcachofas, eliminando las hojas exteriores. Se parten en cuatro trozos, se eliminan los pelos interiores y se rocían con un poco de jugo de limón para evitar que se oxiden. Se reservan.

Se lavan el resto de hortalizas. Se separa el brócoli en ramas y se reserva. Se cortan las puntas inferiores de los espárragos, se desechan y el tallo se parte por la mitad. Si las zanahorias son muy grandes, se trocean.

Cuando la cebolla se haya ablandado se añaden el resto de hortalizas, se sala y y se rehogan. Luego se añade el vino y se dejan guisar hasta que queden al dente. Se añade la crema de leche y el queso troceado y se deja cocinar unos minutos más, corrigiendo de sal y removiendo hasta que la salsa quede homogénea.

Receta incluida en el menú de recetas para niños y niñas



Otras recetas de verduras y hortalizas guisadas

Slider
Escrito por:uranda

Deja un comentario