Los cuchillos son uno de los utensilios más importantes en cocina, por su contacto con el producto que se va a cocinar y porque condicionan el resultado del plato final. Existen diversos cuchillos y es importante aplicar cada uno a su función.

La calidad de los cuchillos

La calidad de los cuchillos se mide por el equilibrio, aportado por el mango, el material y el filo. El acero inoxidable, en este sentido, es el que aporta mayor durabilidad.

A la vez, un buen filo genera un corte impecable, ya que evita forzar el corte y, a la vez aporta seguridad, ya que al no forzar, se reducen las posibilidades de que se escape el cuchillo hacia nuestras manos.

Tipos de cuchillos y sus usos en cocina

Cuchillo jamonero

Cuchillo jamonero. Su hoja es muy larga, estrecha y de filo liso. No debe confundirse con el cuchillo de salmón, de características similares, aunque con la punta redondeada, a diferencia del jamonero. Este, como su nombre indica, se emplea sobre todo para cortar jamón y piezas de carne de gran volumen.


Cuchillo cebollero

Cuchillo de cocinero o de medio golpe. Popularmente también conocido como cebollero, este es un cuchillo de hoja ancha, acabado en punta, muy versátil, que muy a menudo se emplea para los diversos cortes de verduras, además de otras funciones.


Cuchillo de trinchar

Cuchillo de trinchar. Es más pequeño que el jamonero, y aunque de hoja más ancha que el mismo, no llega a tener la amplitud del cuchillo de cocinero. El cuchillo de trinchar se emplea sobre todo para carnes y aves cocinadas.


Cuchillo de pan

Cuchillo de pan o panero. De hoja larga, se caracteriza sobre todo por su filo en forma de sierra y, como su nombre indica, se emplea especialmente para cortar pan.


Cuchillo de filetear

Cuchillo de filetear. Recuerda al cuchillo de trinchar, pero es más pequeño, y se emplea con al carne en crudo, para eliminar grasa y cortarla.


Cuchillo de queso

Cuchillo de queso. De tamaño similar al cuchillo de filetear, el cuchillo de queso se caracteriza por una hoja con huecos para evitar que el queso se quede pegado a la misma mientras vamos bajando, cosa que evita que el corte quede frenado.


Cuchillo chuletero

Cuchillo chuletero. Este es un cuchillo acabado en punta, con el filo de sierra, habitualmente empleado en mesa, más que en cocina, para cortar las carnes cocinadas.


Cuchillo de deshuesar

Cuchillo deshuesador. Con una hoja especialmente delgada, este cuchillo está diseñado para introducirse en la carne en crudo de tal modo que facilite separarla de los huesos manteniendo un corte limpio que no estropee su apariencia.


Cuchillo de verduras

Cuchillo de verduras. Este es un cuchillo acabado en punta, con el filo curvado y la hoja de tamaño ideal para pelar hortalizas, patatas, frutas, etc., así como cortarlas.


Hacha de cocina

Cuchillo hacha o hacha de cocina. Con una hoja amplia, puede acabar o no en punta, y recuerda precisamente a un hacha. Se emplea para cortar carnes en crudo que tengan hueso, ya que permite cortarlo.


Paleta

Cuchillo untador o paleta. También conocido popularmente como cuchillo para mantequilla, este no tiene filo y se caracteriza por su punta redondeada. Como su nombre indica, se emplea para untar mantequilla, paté, queso cremoso, etc.

Escrito por:uranda

Deja un comentario