Receta fácil a base de magret de pato al horno y una guarnición de patatas fritas y wok de verduras salteadas, y la receta de salsa de pétalos de rosa mosqueta.

Ingredientes para 4 personas

  • 4 piezas de magret de pato
  • 4 patatas
  • 2 alcachofas
  • 1 calabacín
  • 200gr zanahorias baby
  • 200gr judías baby (o judías tiernas)
  • Jugo de limón
  • Aceite y sal
Para la salsa de pétalos de rosa mosqueta

Cómo cocinar al horno el magret de pato

Se toman las piezas de magret de pato (que es pechuga de pato cebado cortada en gruesos filetes) y, en la parte de la grasa, se marcan unos cortes (que no deben llegar a la carne) en forma de rombos.

Se pone a precalentar el horno a 200ºC.

Luego, antes de meterlo en el horno, se procede a sellar cada magret. Para ello, en una sartén algo caliente (pero sin aceite), se pone cada magret por el lado de la grasa. Se mantiene a fuego medio-alto durante unos cinco minutos, de modo que irá soltando la grasa. Se retira parte de esa grasa y se reserva. Se da la vuelta al magret y se mantiene un minuto más a fuego fuerte (si la preferencia es tomar el magret poco hecho, en este caso se lonchearía y ya quedaría listo para servir).

Una vez marcado, se salpimentan los magrets y se meten en una fuente para horno con el lado de la grasa hacia abajo. Se vierte un poco de la grasa reservada del propio pato y se asa al horno durante unos 10 minutos a 200ºC.

Cómo hacer patatas fritas con verduras salteadas al wok

Se limpian las alcachofas, eliminando las hojas exteriores. Se parten en cuatro trozos, se eliminan los pelos interiores y se rocían con un poco de jugo de limón para evitar que se oxiden. Se reservan.

Se lavan el resto de hortalizas. Se trocean los calabacines. cortan las puntas de las judías baby y, si las zanahorias son muy grandes, se trocean.

Se pone a calentar una sartén con un poco de aceite o el wok, inicialmente sin aceite. Una vez esté caliente el wok, se vierte un chorro de aceite por las paredes, de modo que se vaya deslizando hasta la base. Se añaden las verduras, primero las que más van a tardar en cocinarse (zanahorias), luego alcachofas y por último las judías baby. Se saltean hasta que queden al dente, a fuego vivo, removiendo constantemente. Se salan al final.

Paralelamente, se pelan las patatas, se lavan y se trocean a gajos o cubos irregulares. En una sartén con abundante aceite se fríen, primero a temperatura baja-moderada para ablandarlas por dentro, y antes de servir, se fríen de nuevo a alta temperatura para darle el toque crujiente (fritura completa). Una vez listas, se escurren y se dejan sobre papel absorbente para eliminar restos de aceite. Luego se mezclan con las verduras salteadas.

Cómo hacer salsa de pétalos de rosa mosqueta

Se lavan los pétalos de rosa mosqueta, se dejan secar, se reservan algunos para decoración y el resto se pican y también se reservan a parte.

En un cazo, se mezcla el agua con el jugo de limón y las dos cucharadas de mermelada de rosa mosqueta. Se remueve y se pone a fuego lento, y se vuelve a remover. Se elabora así una especie de almíbar, de modo que cuando empiece a espesar, se retira del fuego. Se añaden entonces los pétalos de rosa mosqueta picados y se deja reposar durante unas horas.

Montaje del plato

Se cortan en lonchas los magrets de pato. En el centro del plato se colocan las patatas con verduras, y alrededor, lonchas del magret intercaladas con pétalos de rosa mosqueta. Se puede salsear ligeramente el conjunto o servir la salsa aparte en salsera.

Receta incluida en el menú romántico de recetas con flores



Otras recetas de aves varias (pavo, pato, etc.)

Slider
Escrito por:uranda

Deja un comentario