Receta tradicional origniaria de la gastronomía extremeña que parte de patatas hervidas para luego rebozarlas en huevo, freírlas y aplicarles el escabeche.

Ingredientes para 4 personas

  • 1Kg de patatas pequeñas
  • Media cabeza de ajos
  • 3 huevos
  • 2 hojas de laurel
  • Unas ramas de perejil
  • Vinagre
  • Agua
  • Sal

Cómo hacer patatas en escabeche de la abuela Lucía

Se lavan las patatas y se ponen a hervir, enteras y con piel, en una olla partiendo de agua fría con sal. El tiempo de cocción es variable en función del tamaño y tipo de patata, pero se pueden comprobar si están tiernas pinchándolas con un cuchillo o tenedor. Una vez queden tiernas, se escurre el agua y se pelan lo antes posible, con cuidado de no quemarse.

Aún en caliente, para que la patata no endurezca, se pone la patata sobre un trapo en la encimera y, con otro trapo, se aplasta (con cuidado de no romperla). Se repite el proceso con todas las patatas.

Paralelamente, se reservan dos dientes de ajo, y se pela el resto de la media cabeza. Se meten los dientes de ajo pelados en el mortero junto al perejil y se hace una majada. Se reserva.

En un plato hondo, se cascan dos de los tres huevos y se baten. Se rebozan las patatas aplastadas en el huevo y se fríen en abundante aceite. Una vez fritas, se reservan sobre papel absorbente (y si ha sobrado huevo del rebozado, también se reserva).

Se pelan los dos dientes de ajo que se reservaron, y en una olla con un buen chorro de aceite, se fríen hasta que queden bien dorados. Luego se retiran y, en el mismo aceite, se rehoga el laurel. Luego se añade el agua con un buen chorro de vinagre (al gusto). Se remueve y se deja calentar.

Antes de que el agua con vinagre y laurel rompa a hervir, se baja el fuego, se añade el huevo restante y la parte sobrante del huevo de rebozar las patatas (si ha sobrado), e inmediatamente se remueve durante unos minutos. Se añade la majada, se remueve, y se deja hervir unos cinco minutos a fuego lento. Se apaga el fuego del escabeche.

Con las patatas colocadas sobre una fuente, se añade el escabeche aún caliente y se deja atemperar. Una vez atemperado, se guarda en la nevera. Este es un plato que se sirve frío y resulta ideal de un día para el otro como mínimo, ya que el escabeche permite una buena conservación.

Receta incluida en el menú de recetas tradicionales de España



Otras recetas de patatas hervidas o al vapor

Slider
Escrito por:uranda

Deja un comentario