Carne de ternera, cerdo y pollo son la base del guiso para el relleno de esta receta de huevos que se sirve sobre lecho de verduritas y se acompaña de bechamel.

Ingredientes para 4 personas

Preparación del relleno de los huevos

Se pela la cebolla, se lava y se corta en juliana (tiras finas).

En una cazuela con un chorro de aceite se sella la carne, se retira y se reserva. En la misma cazuela, se pone a pochar la cebolla, a fuego lento, tapada y con un poco de sal para que sude. Cuando se ablande, se rehoga la carne con clavo y nuez moscada. Se añade un chorro de coñac y otro de anís, se sala, se tapa y se deja cocinar a fuego lento. Una vez lista, se deja atemperar (se puede cocinar el día antes de la elaboración de los huevos).

Atemperado el guiso, se retiran los trozos de carne y se reserva la cebolla y el jugo resultante. Se pica la carne (deshuesándola en caso necesario). Se puede picar a máquina o a mano, partiéndola con unas tijeras, lo cual variará la textura del relleno .

En un cazo se pone a calentar la leche.

La carne picada se mezcla con la cebolla y el jugo resultantes del guiso y se ponen a calentar en una sartén. Se añaden un par de cucharadas de harina y se remueve para que se mezcle bien con la carne y se rehogue. Cuando la leche esté caliente, pero sin que haya llegado a hervir, se va añadiendo a la sartén, poco a poco y sin dejar de remover, hasta conseguir que el conjunto quede cremoso. Entonces se apaga y se deja atemperar.

Cómo hacer los huevos rellenos de carne con bechamel

Se sacan los huevos de la nevera una hora antes de cocerlos, para que adquieran la temperatura ambiente y se facilite así la cocción. Luego, en un cazo con agua fría se ponen a cocer los huevos. Una vez el agua entre en ebullición, requerirán un máximo de 10 minutos para que queden como huevos duros (la yema totalmente cocida), siendo el tiempo variable en función del tamaño del huevo (ver aquí cómo cocer huevos). Una vez hervido, se saca del agua y se deja atemperar.

Paralelamente, se pela la zanahoria y se lava. Se eliminan las semillas de los pimientos y se lavan. Se cortan las hortalizas en juliana (tiras finas). En un wok o en una sartén con un chorro de aceite, se saltean las verduritas.

Una vez el huevo está frío, se pela y se parte por la mitad, de arriba a abajo, para proceder a sacar la yema. En el hueco que esta deja se aplica el relleno. Luego los huevos se colocan en la fuente en la que se van a servir, con el lecho de verduras salteadas previamente formado, y se cubre cada huevo con bechamel al gusto.

Otras recetas de huevos rellenos

Slider
Escrito por:uranda

Deja un comentario