Receta en la que un caldo a base de pescado y hortalizas se mezcla con un sofrito de verduras para generar una textura cremosa cuya guarnición son mariscos y pescado desmigajado.

Ingredientes para 4 personas

Para la guarnición
  • 4 gambas
  • Anillas de calamares
  • 12 mejillones
  • 12 chirlas

Cómo hacer sopa cremosa de pescado paso a paso

Limpiamos los mejillones eliminando bien las barbas. En cuanto a las chirlas, para eliminar la sal, deben ponerse a remojo en agua con sal un par de horas antes de preparar la receta.

Para empezar a elaborar la sopa, se lavan y se pelan cebolla, puerro y zanahoria, y se cortan en bruniose (dados pequeños). Se reservan.

En una sartén con abundante aceite, se fríe el pan y se reserva, dejándolo escurrir en papel absorbente.

En una olla se vierte un poco de aceite y se fríen los dos dientes de ajo, enteros, con un raja transversal en los mismos. Luego se rehogan las cabezas/espinas de pescado durante un par de minutos, tras lo cual se añade la mitad de la cebolla, la mitad de la zanahoria y la mitad del puerro troceados y se rehogan unos minutos más. Se añade el vino y se deja evaporar. Luego se vierte agua para hacer el caldo (sobre litro y medio). Se sala el conjunto y cuando alcanza el hervor, se baja el fuego, se tapa, y se deja cocinar durante una media hora. Durante este proceso, puede que se cree espuma en la parte superior del caldo que habrá que retirar (espumar) tantas veces como sea necesario. Unos minutos antes de la media hora, se añaden mejillones y chirlas, para que se abran y se cuezan.

Paralelamente, en una sartén con un poco de aceite, se sellan las gambas, se sacan, y se reservan. Se hace lo mismo con las anillas de calamar. Una vez retiradas las mismas, en el mismo aceite, sofreímos la cebolla restante, con sal para que sude. Cuando se ablanda un poco añadimos la zanahoria y, al final, el puerro. Se cocinan las hortalizas a fuego lento, tapadas, y una vez pochadas, se añade el tomate frito casero, la pimienta y se corrige de sal. Se deja el conjunto a fuego lento hasta que el tomate reduzca y el conjunto quede bien espeso.

Una vez elaborado el caldo, se retiran mejillones y chirlas y se reservan. Se cuela el caldo. De los restos de cabezas y espinas, se extrae la carne del pescado, limpiando de espinas, y se reserva.

En cuanto al caldo ya colado, se mezcla con el sofrito de hortalizas anteriores y se pasa por el pasapuré. Se añade el pan frito previamente majado para espesar el conjunto y se procede al servir en el plato.

Presentación. En un plato hondo se vierte la sopa cremosa. Sobre la misma, se coloca parte del pescado desmigajado, y los mariscos (una gamba, anillas de calamar, chirlas y mejillones) tal y como se ve en la fotografía superior.

Receta incluida en los menús siguientes:




Otras recetas de sopas de pescado y mariscos

Slider
Escrito por:uranda

Deja un comentario