Receta fácil de este plato típico de la cocina griega que forma un pastel o una especie de lasaña en la que la berenjena hace la función de la pasta, y se combina con capas de de carne de cordero y verduras condimentadas con menta, perejil y canela.

Ingredientes para 4 personas

  • 1 kg de berenjenas
  • 500gr de carne picada de cordero (o ternera)
  • 2 cebollas
  • 3 dientes de ajo
  • 2 tomates grandes
  • Unas hojas de menta fresca
  • Unas hojas de perejil fresco
  • Canela en polvo
  • Romero
  • Vino blanco seco
  • Bechamel (ver receta aquí)
  • Queso rallado
  • Sal y aceite

Preparación de las berenjenas

Se lavan las berenjenas y se cortan en rodajas de unos 2cm de grosor. Se espolvorea un poco de sal y se dejan reposar una media hora.

Se pone a precalentar el horno a 180ºC.

Pasada la media hora, se aclaran en agua. Se riegan con un chorrito de aceite, se salan. Se ponen sobre la bandeja del horno y se asan hasta que queden bastante al dente (ya que luego volverán a ir al horno).

Se sacan del horno, se espolvorea romero sobre ellas y se reservan hasta la hora de montar la musaka.

Preparación de la carne para la musaka o moussaka

Se pelan los tomates (se pueden blanquear para facilitar el pelado). Luego se trocean en tacos grandes y se reservan.

Se lavan perejil y menta y se pican. Se reservan.

Se pela la cebolla, se lava y se corta en brunoise (tacos pequeños). En una sartén con un chorro de aceite, se pone a pochar la cebolla con un poco de sal, tapada y a fuego lento para que sude.

Paralelamente, se pelan los dientes de ajo y se pican bien finos. Una vez la cebolla se ablande, se doran los ajos. Con los ajos dorados, se añade la carne picada junto al perejil, la menta y una cucharadita de canela. Se sofríe el conjunto unos cinco minutos y luego se añade el tomate pelado y troceado junto a un chorrito de vino. Cuando alcance el hervor, se baja el fuego y se deja guisar hasta que reduzca y el conjunto quede espeso.

Montaje de la musaka o moussaka

Se pone a precalentar el horno a 180º.

En una fuente para horno, se van colocando a modo de base las rodajas de berenjena. Sobre cada una de ellas, se coloca algo del relleno de carne, sobre el mismo, una cucharada de bechamel, otra rodaja de berenjena, otra capa de carne, otra berenjena, bechamel y el queso rallado al final. Se mete la fuente en el horno y se hornean unos 20 minutos.

Variantes. La moussaka aquí presentada está elaborada en porciones individuales. También se puede hacer como una lasaña en la que la berenjena funciona como la placa de pasta. Para ello, en lugar de cortar las berenjenas en rodajas, se pueden cortar longitudinalmente. A la hora de montar la musaka, se ponen en la base cubriendo la superficie de la fuente, y se van montando las diferentes capas cubriendo siempre toda la fuente.

Receta incluida en el menú de recetas del mundo



Otras recetas de verduras y hortalizas al horno

Slider
Escrito por:uranda

Deja un comentario